Pistas confusas sobre el coleccionismo. Por Alejandro Londero

No me considero capaz de esbozar definiciones y tampoco creo que mis respuestas a las preguntas de los amigos de Un Pequeño Deseo sean muy certeras, para su mejor comprensión, deberán ser tomadas con un aprendizaje en proceso y que todo lo impreso es viejo (cuanto más veo, menos conozco).

Pistas: La definición de coleccionista es tan relativa como la que cada persona puede tener de lo que, por ejemplo, considera un buen músico. A continuación algunas que se acercan a las que yo considero como tal:
Coleccionista: “alguien que compra arte, mucho mucho más allá del espacio del cual dispone” Jorge Helft, Ramona 53, Pág. 58.
Gran Coleccionista: “alguien que trae una estrategia nueva e innovativa de compartir su colección y que le genera confianza a los artistas” Francesca von Habsburg, Collecting Contemporary.
Colección: “Cuando uno ve otras colecciones, hay veces que da la sensación de recolección más que de colección. ¿Decís que es una cuestión de tiempo? Con las ideas, los sentimientos y el instinto, el relato se va formando. Es como un zigzag que en algún momento cobra sentido.” Marion Helft, Lo que nos rodea nos refleja.

En mi caso es una afición que se dio naturalmente como una “adultez” del hábito de juntar cosas (figuritas, monedas, estampillas, discos) que tengo desde muy chico y que hoy tiene apenas 3 años desde que compré la primera obra a una galería de Buenos Aires por email.

Coleccionismo: no me interesa el coleccionismo entendido como la acumulación de objetos y en nuestra ciudad particularmente de cuadros. Este “modelo” está totalmente obsoleto.
La pista la da la artista Fernanda Laguna: “Las obras son una forma más de comunicación, no así los objetos”. Plantarse sólo en la acumulación no me parece motivante.

La realidad de los artistas, que Carina Cagnolo comenta en la definición del artista brasilero Ricardo Basbaum del artista etc.…difícil encontrar artistas puros, que puedan vivir de su carrera artística y empiezan a hacer una mixtura, artistas que son docentes, gestores independientes, artistas que ven la falta de espacios expositivos y comienzan a trabajar en función de proyectos curatoriales” puede complementarse con algo que podríamos denominar el coleccionista.otro que va más allá de coleccionar paisajes y se involucra en el circuito y en los procesos, y que buscando una respuesta a

¿Cuál sería la importancia del coleccionismo y coleccionista de arte contemporáneo o actual?

Pienso en lo que puede contribuir:
1) Consumir arte, lo que genera demanda de obras, ergo potables compradores de la producción de los artistas.
2) Se involucra tanto en los procesos “pre” y no sólo en “pos”, del circuito y la circulación de obras.
3) Ayuda a la conservación de obras, archivos y experiencias transmisibles.
4) En general, se mueve de una forma más flexible y dinámica que las instituciones oficiales, por lo que su colección puede servir como ejemplo o referente de la situación actual del arte.

¿Existe coleccionismo en Córdoba?
Hay personas que juntan cuadros, pero pocos que entren en los parámetros de coleccionista.otro.

¿Quiénes coleccionan?
Deberíamos encontrar a los potenciales coleccionistas, a esos que sin forzar una situación, tienen la afición pero no la han descubierto aún, no hay que buscar encajonar o tratar de buscar parámetros, todos pueden ser coleccionistas, algunos podrán comprar Turner y Berni , otros, artistas jóvenes con los que comparten las mismas realidades, todos son válidos ya que otra de las cosas que genera coleccionar, es conocer gente que tiene tu misma afinidad y con la cual poder compartir experiencias y generar nuevas propuestas que todos podemos disfrutar.

¿Cuáles son los criterios de adquisición?
Los que lo hacen sólo en forma especulativa no los considero coleccionistas.
En distintos libros de coleccionismo se repiten algunas sugerencias básicas, para el que quiera empezar de cero y necesite alguna guía mas allá de su instinto, acá van algunas:

a) Ver obra y visitar muestras de museos, centros de arte, galerías, estudios de artistas, casas de coleccionistas y más actual páginas Web.
b) LEER catálogos, revistas especializadas, sección arte de los diarios, críticas, ensayos, paginas Web, etc., etc.
c) Escuchar: galeristas, curadores, críticos, coleccionistas, directores de museos, artistas y PREGUNTAR.
d) Comprar (lo que a uno le guste)
e) Volver a punto a) (entendiendo las equivocaciones como aprendizajes)
(Basado en: The art of buying art, Paige West)
Que cada uno siga su propio criterio sería interesante.

¿Se invierte en arte?¿Se compra arte en Córdoba? ¿Obras de quiénes?
No se invierte mucho en arte, la mayoría de los que compran apuestan.
Si pensamos en arte actual de Córdoba, en ninguna colección debería faltar obra de: Ramiro Vázquez, Gustavo Piñero, Lucas di Pascuale, Juan Juares, Celeste Martínez, Ale Montiel, Pablo Peisino, Christian Román y definitivamente Pablo Baena.
Todo lo anterior mixturado con conversaciones y discusiones amistosas con: Aníbal Buede, Mario Grinberg, Ale Niz, Rubén Menas, Aneta Volonté.

Con respecto a las preguntas ¿Qué valor tienen las colecciones de nuestros museos para la sociedad? ¿Qué pretende el museo provincial al pedir a algunos artistas que donen sus obras?
No sé y no creo que alguien lo sepa.
Sería bueno preguntarle a los que son “responsables” de estos museos.
Sería lindo que entiendan el concepto GANAR-GANAR.

Por último, cuando compren ARTE ¡compren lo que les guste!

[Un Pequeño Deseo N°9 – Diciembre 2008 – CasaTreceEdiciones – Córdoba, Argentina – http://casa13.org.ar/pistas-confusas-sobre-el-coleccionismo-por-alejandro-londero/]


Comments are closed.